Participación Ciudadana Segundo Informe sobre la Observación de las Elecciones Congresionales y Municipales

La observación nacional de las elecciones celebradas en el día de hoy permite concluir que asistimos a un mejoramiento del sistema electoral dominicano. En comparación con los comicios del año 2000, estos han registrado menor número de irregularidades, consideradas no relevantes y que de ninguna forma restan legitimidad ni éxito al proceso.

Un aspecto muy positivo fue la tranquilidad que reinó durante toda la jornada a pesar de  los hechos violentos que le precedieron en la provincia de Montecristi. La ciudadanía, incluyendo a los miembros y delegados de partidos políticos merecen reconocimiento por ello.

El principal obstáculo ha sido nuevamente el sistema de colegios electorales cerrados. Este siguió siendo uno de los factores que promueve la abstención de una parte importante de la ciudadanía, además de crear serios problemas de organización en todo el proceso de votación en los recintos y colegios.

Una vez más los ciudadanos y ciudadanas tuvieron que soportar de tres a cuatro horas para ejercer el sufragio, sometidos al calor, la exposición al sol y otras incomodidades.

La calidad de las elecciones dominicanas sigue mejorando, por lo que debemos congratular a la Junta Central Electoral y a la ciudadanía que respondió el llamado a las urnas.

A pesar de lo señalado se registraron dificultades entre las cuales resalta la ubicación de los colegios y recintos de votación por parte de un número indeterminado de ciudadanos. En muchos casos se trataba de cambios de colegio. Esto ocurrió en el 16.6 % de los colegios cubiertos por la muestra de Participación Ciudadana y la cantidad de afectados representó el 3.79 % de los electores de dichos colegios.

Sin embargo, si se compara con el universo de electores, este porcentaje se reduce a un 0.84 %. Aunque no se pudo medir, una cantidad de estas personas logró ubicar posteriormente el colegio donde se encontraba inscrito. En el año 2000 este tipo de anomalía ocurrió en un 24.6 % de los colegios, lo que implica una considerable reducción de esta dificultad.

La mayor parte de las dificultades logísticas que enfrentaron los colegios electorales en la tanda de la mañana, no afectaron en la misma manera durante la tanda de la tarde.

En la tanda de la tarde la inscripción de los electores transcurrió con bastante normalidad. En el 99.2 % de los casos se inicio antes de las 2:30 P.M., y apenas un 0.4 % se inicio después de las 3:30 P.M. Si comparamos estos datos con las elecciones de 2000, encontramos un gran avance pues en aquella ocasión sólo el 95 % de los Colegios iniciaron la inscripción antes de la 2:30 PM.

En el 99.6 % de los colegios la votación de los hombres inició antes de las 4:30 P.M., mientras que en 2000 este porcentaje había sido de 96.5 %.

Otras dificultades que recogieron nuestros observadores y que deseamos enfatizar son las siguientes:

1.En nuestro primer informe denunciamos el uso por parte del PRD de la imagen del Dr. Peña Gómez utilizada durante la campaña electoral en la credencial de identificación de sus delegados. Nuestros observadores reportaron también que el PLD utilizó en las credenciales de sus delegados un lema de campaña electoral (“más PLD”), y en algunos sitios el PRSC tenía credenciales de supervisores con fotos de candidatos (Alexandra Izquierdo, Johnny Jones). El PRI utilizó la imagen de Jacobo Majluta, que era parte de su campaña electoral.

2.En el municipio de Jánico se reportó que los candidatos municipales del PRI y del PTD no aparecieron en la boleta correspondiente, lo que motivó una impugnación. Esta situación, por las consecuencias que pudiera tener sobre la suerte de las elecciones en este municipio, debe ser investigada por la JCE.

3.En algunos colegios electorales sus miembros no parecían tener interés en relación al orden y demás aspectos logísticos y de organización del proceso de votación que había sido puesto  en sus manos por las autoridades electorales.

4.Otro problema que se presentó en algunos recintos de votación fue que electores y electoras que por diversas razones tuvieron que salir del recinto después de inscribirse, eran impedidos de reingresar por agentes de la Policía Electoral. Es cierto que la Ley Electoral dispone la permanencia en los locales, pero no es una facultad de militares y policías decidir la aplicación de sanciones que competen exclusivamente a los presidentes de los colegios electorales.

Desde este momento podemos anunciar que procederemos a recomendar a las autoridades electorales ponderar determinadas medidas para futuros torneos electorales, entre las que podemos citar:

1.Promover la eliminación de los colegios electorales cerrados.

2.Reglamentar la identificación de los delegados de los partidos políticos, estableciendo la aprobación previa de las credenciales de los delegados de los partidos políticos en los colegios y recintos electorales.

Finalmente, Participación Ciudadana considera que la jornada electoral se desarrolló exitosamente,  con excepción de algunos incidentes menores y algunos problemas de organización. También deploramos la violencia registrada en la provincia de Montecristi en las horas previas al inicio de la votación, que costó una vida.

Nos complace felicitar a la Junta Central Electoral y demás autoridades electorales y gubernamentales, a los partidos políticos, a los medios de comunicación y a todos aquellos que han actuado con apego a las prácticas democráticas, muy especialmente a la ciudadanía que una vez más ha dado ejemplo en el cumplimiento del deber cívico de acudir a votar en orden y con paciencia.

Expresamos nuestra gratitud especial a los miles de voluntarios y voluntarias  que hicieron posible la observación electoral; asimismo agradecemos a las más de 100 organizaciones de la sociedad civil que realizaron una colaboración de primer orden en este proceso.

Se extiende nuestra gratitud a las delegaciones de observadores internacionales que han mantenido una cordial relación y colaboración con Participación Ciudadana.

Consejo Nacional de Participación Ciudadana