PC pide CNM imparcialidad e independencia en selección de Tribunal Superior Electoral.


ANTE LA VISTAS PÚBLICAS Y ELECCIÓN DE LOS MIEMBROS DEL TRIBUNAL SUPERIOR ELECTORAL

POR UNA SELECCIÓN QUE NO DISTRIBUYA LOS MIEMBROS ENTRE MILITANTES PARTIDARIOS Y UNA EVALUACIÓN QUE PERMITA LA SELECCIÓN DE JUECES Y JUEZAS ELECTORALES INDEPENDIENTES, CAPACES, EXPERIMENTADOS E ÍNTEGROS

 El Consejo Nacional de la Magistratura (CNM) se apresta a evaluar en vistas públicas a los aspirantes a integrar el Tribunal Superior Electoral (TSE) y debe en primer lugar observar lo que ocurre en estos momentos en la Junta Central Electoral (JCE) para evitar que en vez de jueces imparciales escoja representantes de los partidos para integrar una entidad que debe impartir justicia representando exclusivamente los intereses de la sociedad.

La experiencia de conflictos en la JCE por largos años documenta perfectamente lo que ocurre cuando sus miembros tienen por misión defender los colores partidarios en vez de los colores patrios, pero además porque la Constitución de la República establece como una garantía ciudadana el derecho a una tutela judicial efectiva, que requiere sobre todo tener acceso a jueces independientes e imparciales.

Los trabajos de evaluación que realizará el CNM debe permitirles escoger entre los mejores aspirantes, partiendo de un perfil que privilegie, además de la independencia e imparcialidad, la capacidad, preparación, experiencia en materia electoral, conocimiento de la legislación electoral, integridad, laboriosidad, carácter, autoconfianza, coraje, sentido de justicia, razonamiento jurídico, expresión escrita, consciencia del impacto e influencia de sus decisiones.

El Reglamento  1-11 que aprobó el propio CNM dispone en su artículo 4 que la selección deberá hacerse siguiendo un “concurso público de méritos”, y el artículo 7 dispone que la evaluación debe comprender, además del cumplimiento de los requisitos constitucionales y legales, las calificaciones personales, morales, profesionales y académicas, por lo que deberán ser elegidos aquellos que tengan mayores méritos en cada uno de estos renglones.

Advertimos el riesgo que existe de continuar con la tradición de la celebración de vistas públicas que tienen como única finalidad cumplir con un simple formalismo antes de designar a los que ya han sido favorecidos de  manera anticipada sobre la base no del mérito sino de la repartición, pero aspiramos a que en esta ocasión y por primera vez un órgano colegiado realice un serio y riguroso proceso de evaluación que permita llevar al Tribunal Superior Electoral a los más idóneos.

Participación Ciudadana estará evaluando el proceso de vistas públicas y rendirá un informe de su opinión sobre la forma en que transcurra y la calidad de las evaluaciones realizadas.
 
CONSEJO NACIONAL DE PC.