El Sufragio: un Deber que Ejercer y un Derecho que Garantizar
14 de mayo, 2004

 

En vísperas de las elecciones presidenciales del 16 de mayo del 2004, el movimiento cívico Participación Ciudadana llama a toda la ciudadanía a acudir a las urnas para cumplir con su responsabilidad cívica ejerciendo el derecho al voto. Para fortalecer la democracia y la institucionalidad, exhortamos a dominicanos y dominicanas a asistir temprano a sus colegios electorales, expresando allí mediante el sufragio su simpatía por cualquiera de los candidatos que participa en los comicios.

 

TODO LISTO  

A pesar de que el proceso que ha conducido a la jornada electoral del próximo 16 de mayo ha estado salpicado de dificultades y conflictos, podemos decir que está todo listo para que este domingo se ejerza el voto en cada uno de los municipios del país y el Distrito Nacional. La Junta Central Electoral ha acogido una buena parte de las sugerencias presentadas por los partidos políticos y la sociedad civil, cuya implementación ha rodeado el proceso de una mayor certidumbre. Se han realizado diferentes pruebas a los sistemas de acopio y transmisión de resultados así como a la seguridad informática del organismo; se examinó nuevamente el sistema de lectura de las actas plastificadas a través del scanner y se ha mantenido una estricta vigilancia del proceso de logística y distribución de los materiales que serán utilizados el día de las elecciones.

Aunque los elementos citados y el grado de fiabilidad que ha alcanzado el padrón electoral, permiten predecir unas elecciones con pocas dificultades, las organizaciones de la sociedad civil y los organismos internacionales mantendrán una actitud de vigilancia y observación activa de la jornada, previendo la ocurrencia de hechos que puedan vulnerar el voto ciudadano y la voluntad popular.

 

LA OBSERVACION ELECTORAL

Una vez más el movimiento cívico Participación Ciudadana organiza, con el apoyo de la sociedad civil, una Red Nacional de Observadores Electorales. En esta ocasión casi 7,000 voluntarios distribuidos en toda la geografía nacional darán cuenta al país y al mundo de este evento tan importante para el fortalecimiento del sistema democrático dominicano. La observación electoral nacional tendrá diferentes modalidades dentro de las cuales cabe señalar las siguientes:

§         Observación de los Colegios Electorales, que permitirá evaluar la calidad del acto de votación y escrutinio, identificando cualquier tipo de irregularidad que se presente durante la jornada.  

§         Conteo Rápido, que sobre la base de una muestra estratificada de alrededor del 8% de los colegios electorales, permitirá obtener un resultado aproximado de los comicios.

§         Observación Especial, que será desarrollada en todas las Juntas Municipales del país, observando el proceso de conteo y transmisión de los boletines municipales.  

§         Observación Itinerante, que permitirá tener una impresión de cómo se desarrolla la jornada en las diferentes localidades del país, captando el ambiente general del momento.  

En adición a estas acciones propias de la observación nacional, el país tendrá un buen número de observadores internacionales. Una parte de estos observadores son alrededor de treinta organizaciones invitadas por Participación Ciudadana, entre las que podemos citar a las integrantes del Acuerdo de Lima y representantes del Instituto Nacional Demócrata para Asuntos Internacionales (NDI).  

Por otra parte tendremos también como observadores a la Organización de Estados Americanos (OEA), la Fundación Internacional para Sistemas Electorales (IFES), el Centro de Asesoría y Promoción Electoral (CAPEL) y diversas naciones amigas.  

 

LOS FUNCIONARIOS ELECTORALES   

Una de las responsabilidades más delicadas en este proceso recae sobre los integrantes de los colegios electorales. Los presidentes, secretarios y vocales de dichos organismos deben instalar bien temprano el colegio electoral, a fin de que las votaciones puedan comenzar a las 6:00 de la mañana. Para ello, es necesario que todo el material electoral haya sido recogido a tiempo en las juntas electorales respectivas. Su misión principal es desde luego, administrar con equidad, transparencia y en estricto apego a las leyes y reglamentos electorales; el proceso de votación y escrutinio que constituye la jornada electoral.  

En este sentido, Participación Ciudadana aspira a que los integrantes de los Colegios Electorales exhiban un comportamiento ajustado a la ética y a los principios democráticos universales, garantizando a los ciudadanos su derecho al sufragio, sirviendo de árbitros imparciales de los delegados de los partidos políticos y garantizando el respeto a la voluntad popular expresada en las urnas.  

Otros funcionarios electorales que se integran a la jornada son los facilitadores que la Junta Central Electoral coloca en los kioskos de información ubicados en los diferentes centros de votación. Estos deben circunscribir su actividad a orientar a los electores, evitando la comisión de acciones que pudieran interpretarse a favor de uno u otro partido político o candidato, y respetando el papel de los observadores electorales y funcionarios de los colegios.  

 

LOS PARTIDOS POLITICOS  

Otro actor fundamental de la jornada que se desarrollará este 16 de mayo, lo constituyen los partidos políticos y sus candidatos. Cada partido o grupo de partidos aliados, tiene derecho a acreditar un delegado en los diferentes colegios electorales. Además, como suele ocurrir, los partidos políticos desplegarán toda una serie de activistas en los centros de votación. Es necesario que todos los representantes de los partidos colaboren para la celebración exitosa de esta fiesta cívica, evitando actos que puedan incidentar el proceso y procurando respetar la votación expresada en las urnas.   

Los partidos políticos y sus candidatos deben promover una actitud de cautela y tolerancia en sus dirigentes y militantes. No solamente deben esperar los resultados oficiales de los comicios, sino también estar dispuestos a reconocer la victoria del adversario; y de resultar vencedores, a tomar el triunfo con moderación y respeto.  

El actual proceso electoral exige que los líderes nacionales actúen con madurez y moderación, comprendiendo que independientemente de quien resulte triunfador, el desarrollo libre y justo del proceso electoral va a constituir una victoria del pueblo dominicano y de sus instituciones democráticas.

 

VOTAR: DERECHO Y DEBER CIUDADANO.  

La ciudadanía es la protagonista principal de esta jornada. Hoy como ayer nos sumamos a la convocatoria para que el pueblo se exprese en las urnas, ejerciendo un derecho que también constituye uno de sus deberes fundamentales.

El voto, como la máxima expresión de los derechos políticos, representa el poder soberano de decisión de las mayorías y no puede ser delegado. A pesar de las desilusiones y dificultades que presenta el proceso de construcción de la democracia dominicana, podemos decir que tenemos una sociedad con la suficiente libertad política para que este derecho se exprese en su mayor dimensión. No es momento de quedarnos en nuestras casas esperando que otros tomen la decisión que nos corresponde. Mucho menos de negociar nuestra voluntad entregando a otras personas, por beneficios materiales pasajeros, el derecho que la Constitución de la República nos otorga de elegir y ser elegidos. Participación Ciudadana pide a todos los dominicanos y dominicanas que asuman plenamente su responsabilidad ciudadana y que este domingo 16 de mayo, desde las 6:00 de la mañana y hasta las 6:00 de la tarde, acudan masivamente a ejercer el derecho al sufragio.

 

14 de mayo, 2004